martes, 27 de abril de 2010

El Ángel Negro © (Capítulo 23)

Debido a la extraordinaria acogida que ha tenido El Ángel Negro entre los lectores de la red, esta novela será publicada próximamente, por lo que por deseo expreso de la Editorial que la editará, me veo obligada a retirarla del blog. Espero que os alegréis conmigo con esta buena noticia y que sepáis disculpar las molestias.

Un abrazo.


Nieves Hidalgo

14 comentarios:

Anabel Botella dijo...

¡Ayyyy! Me estás dejando con el corazón en un puño. No nos puedes dejar así... Pobre Miguel.

Anónimo dijo...

A pesar del duro castigo y de la rabia que debe de sentir, espero que Miguel esté tomando nota de como Kelly lo defiende, aunque con lo orgulloso que es ...
Uff!! con estos ultimos capítulos estoy en una montaña rusa de sensaciones.
Besos,
Juani.

Carolina dijo...

Es, es tan cruel, tan indigno.
Podré soportarlo, no sé.
Por fa, plis, un respiro!

Lilian dijo...

Dios que nieves que haces con mi miguel, si supieras en el estado en que me encuentro. Miguel tiene el alma destrozada por la muerte del hermano y ahora tambien el cuerpo.

Kelly o quien sea que hagan algo, no podre estar tranquila esta el proximo capitulo, espero las sorpresas. saluditos full.......

Anónimo dijo...

noooooooo xq quiero matar a Colbert pobre Miguel perder a su hermano y luego este salvajismo
Kelly hiciste lo q pudiste te aplaudo pero mata a tu primo
nieves estoy llorando q cruel escena me imagino
pero como es el protagonista dudo q muera. ahora entiendo xq decias q te ibamos a odiar jeje
solo salvalo !!!!!
ana

Belén dijo...

Bueno, tiene sus ventajas esto de no poder estar cada día al pie del cañón y es que hay más capítulos para leer... je je. Bueno, la situación era de esperar. No esperaba la muerte de Diego pero bien mirado, algo debía suceder si esperábamos que tanto Miguel como Kelly reaccionaran (cada uno a su modo, claro). Está esto la mar de interesante y lástima que mañana salga para Mallorca y mi portátil es demasiado grande para llevarlo. Nada, nada, deberé esperar hasta la semana que viene para continuar con el ángel negro.

Ángeles Ibirika dijo...

Me encanta cuando me encojes el corazón y no me dejas respirar. Menos mal que el capítulo ha sido corto, porque sino me hubiera ahogado. Te juro que me ha costado soltar el aire.
No te voy a decir "muy bueno" porque me sabría a poco.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Por favorrrr Nieves ¿qué haces? Paraaaa o me matas al Miguel, uf.

MARIA JOSE dijo...

Me encanta no puedo parar de leer. Cada día me despierto y pienso que sucederá hoy,no veas el éxito q estas teniendo Nieves deberías de publicarlo porque esta novela es de las q cuando pasa un tiempo la vuelves a leer. Gracias

Nieves Hidalgo dijo...

Sabía yo que este capítulo iba a cabrearos.
Jopé, lo lamento, chicas, pero es que no quedaba otra para acabar de alimentar la inquina de Miguel.
Colbert es un mal bicho, sí.
Y Miguel muy burro. Y Kelly, inglesa.

Lo sientooooooooooooo.

Besos, besos y más besos a todas.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Aiggggg, cruel y malvada, matar al chico Diego, ayyyyyyy.
Te castigo a leer el último capítulo de QUINTO, sale este jueves, sniiiif, sniffff, the end.

Ángeles Ibirika dijo...

¡Discrepo, Nieves! ¡jejeje!
A mí me ha encantado (a veces, en las novelas es maravilloso sufrir) Si todo fueran vino y rosas las novelas serían unas plastas merengadas y dulzonas.
A mí me gusta llevar a los protagonistas al límite, porque eso engrandece la historia. ¡Y ésta novela tuya está siendo perfectaaaa!

Y, ahora, sin que estas blandurrias nos escuchen: Hazlo sufrir un poquito más, por fi ¡jejeje!

Irdala dijo...

Tranquila, Ángeles, que Nieves tiene una venilla sádica y sí, al pobre Miguel aún le queda un poco más por sufrir.
Besos

Nieves Hidalgo dijo...

Noooooooooooo, Natàlia, el último capítulo. Allí estaré para ver a Quinto hecho un hombretón

Ángeles, no sabía yo que eras tan perversa. jejeje

Lola, aaaaaaaaaaaaaaay, lo que me has llamado.

Besos, princesas.