domingo, 15 de noviembre de 2009

Un poco de humor.


Querid@s amig@s:
después de haceros sufrir día a día siguiendo las aventuras de Brezo blanco, he decidido regalaros un pequeño relato en rima en clave de humor.
No me matéis, pero... ¿no era realmente así en aquella época?



REALMENTE, ¿NO ERA ASÍ?


- ¡Por Dios, Jenaro, por Dios!
Me pierden vuestras palabras.
Soy una mujer sencilla…
¡Dejad en paz mis enaguas!

- Oléis a mies, a marrana,
como hogaza y a chotilla,
Y me enajenan, señora,
los pelos de vuestra axila.

Le mira entre las pestañas,
acalorada y coqueta,
pues le encanta el caballero
y ese mástil, duro y firme,
que asoma por su braguero.
Mide casi 1,60,
apenas estaba calvo,
tiene roña en las orejas,
luce un enorme mostacho.
¿Dónde encontrar un mancebo
tan gentil y tan gallardo?


- Si yo os entrego mi cuerpo,
seguro lo tomareis
Pero, ¿casaremos luego?
¿O haréis “puf”… y volareis?

- Tengo una pequeña tierra, un caballo y un gorrino
Y vos, mi agraciada dama, completareis mi heredad.
Yo os prometo matrimonio.
Y amor.
Y hasta lealtad.

Duda ella, temerosa, de tan afables palabras,
que ya la burló otro mozo, dejándola embarazada.
Pero él es tan aguerrido, tan hombre, tan atrayente,
que al fin cede y buscan sitio
entre la paja caliente,
y le regala una brizna que llevaba entre los dientes.

Él se marcha a las cruzadas.
Cabalga con viento fresco.
Ella aguardará su vuelta,
con un dolor en el pecho.
Pero el caballero piensa:
“Si te he visto, no me acuerdo”


Nieves Hidalgo



9 comentarios:

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Ayyyyy, Nieves, que me parto de la poética y marranil, cruzada de miradas y entrepiernas, ayyyy, que me sienta mal la comida dominguera....ayyy, dedícate al verlo medieval y montaraz, !pardiez!
Ayyyy, tengo en mis lozanas manos "ORGULLO SAJÓN" ++++ cruzadas a lo "bosque..." Ya sabes, aquello de que: ahora vengo palomita, ponte el cruzado mágico con cerradura y candado...Se fue, cinco años, el mozo garrido a la tierra dicha santa. Ayyy doncella que ya no lo es, barrigona quedó con cinturón casto puesto, pero se lo abrió un bello herrero, y un bebé retoza entre yunques, ayyyy, débiles mujeres (Que va, con ganas de vivir, diría)
No te salvas de firmarme "Orgullo" en cuanto me venga a los madriles, aviso.

Bego dijo...

Vaya, vaya con nuestra Nieveeessss!!, si hasta le salió su vena chistosa, jajajjaa.

Feliz domingo.

Un beso.

Alexia Stark dijo...

jejejeje muy buenos Nieves!

Besos ;)

Anónimo dijo...

Pero bueno.....es genial, eso de que le regala una brizna de paja o de heno entre los dientes...puuaaaaj que asco. Nieves, acostúmbranos que nuestros protas se lavan en lagos de agua cristalina y les cae el agua por esos músculos prietos y bronceados..bfffff, en fin que te quiero guapísima. Veo que te has relajado muchísimo este finde eeeeeh???? Besitos :) Selena.

Ángeles Ibirika dijo...

Bueno. Seguro que esto se ajusta más a la realidad que lo que nos gusta leer ¡jeje! Pero es muy sano engañarse según con qué cosas. Nieves, por favor. Sigue adornando a tus "limpios" protagonistas,porque así resulta más fácil prendarse de ellos.
Un beso, corazón.

Doña María dijo...

Fiel reflejo de la realidad hasta hace dos días. Cuando yo era joven y lozana no se iban a las cruzadas sino a la mili, pero el resto era calcado.

Nieves Hidalgo dijo...

Sabía que me odiaríais por esto. Lo sabía. jajaja.
Pero es que no pude resistirme. Surgió sin pensar.
De todas formas, no os preocupéis, aunque fuera así, "nuestros" protagonistas se seguirán bañando y oliendo a sándalo, cerezo o jazmines.
Lo prometo, lo prometo, lo prometo.
Vuestras mercedes son las que mandan.

Besos fuertes a tod@s

Anónimo dijo...

Me he reido un montón Nieves!! Lo de "si te he visto no me acuerdo" ha sido un punto y final perfecto ja ja ja. Pero como dice otra amiga... por favor que sigan siendo limpios, que se laven y que huelan a sándalo .... que para los otros ya bastante a menudo me los cruzo en el metro!!!
Un besazo y gracias por sacarme una sonrisa
Besotes Marta

Juan Carlos dijo...

Hola Nieves. Siempre sorprendiendo. Eres genial. La creatividad te desborda. Me ha hecho tanta gracia, tan inesperado. La genialidad tiene estas cosas.
Un besazo
Juan Carlos